Alabado el todavía que me sirve una canción. Alabado cada día alabado cada día de labor e ilustración.

lunes, 11 de agosto de 2008

Cronica de viaje uno (parte de Jujuy)


Hace pocos días viajamos con Viviana en algo parecido a un Tour de aventuras, hicimos un viaje peligroso al NOA , rodeados de turistas de clase media que emitían asombrosas repeticiones de lugares comunes mas aterrorizadores que los precipicios que conducen a las Salinas grandes…viajamos con Hernan, Andrea, Luis y Marta La propaganda turistica dice :Como en una de las grandes capitales del mundo (New York), la ciudad capital de la provincia de Jujuy (San Salvador de Jujuy) tiene “Yellow Cabs”. Una trasformación curiosa vivió este medio de transporte. Primero fueron los taxis que en epocas de crisis (más crisis aún) sucumbieron ante el avance decontrolado de los remises. Entonces los taxis pasaron a ser “Taxis Compartidos” y ahora los remises por una nueva legislación municipal se convirtieron nuevamente en Taxis todos pintados de amarillo, como en la Gran Manzana.


En Jujuy tomamos un taxi amarillo hasta la estacion terminal para ir a Pumamarca en colectivo de linea.


Luis el taxista que nos lleva nos dice que no que no nos puede llevar a Pumarca porque el el dueño de la Evelya ,la linea que hace la quebrada de Humauca se metiò a diputado Provincial y sacò una ley que prohibe a las taxis de San Salvador salir del ejido urbano.


San Salvador de Jujuy -> Purmamarca (Quebrada de Humahuaca)
Duración del viaje: 2 horas aprox.Pueblos intermendio: Yala / Lozano / León / Barcena / Volcán / Tumbaya Precio del pasaje: $ 6 (Evelia)



Luis cuenta que recien ahora se tomo conciencia del valor del turismo ,que hasta hace unos pocos años la Quebrada la explotaban las agencias de Salta...que no ibamos a ver lo que vemos en la terminal en Salta que acà en Jujuy manda la Tupac Amaru de la CTA .Que en Salta a los piqueteros les metieron bala de goma cuando estaba Romero para que no se instalaran en la inmediaciones de la capital como en San Salvador de Jujuy

Pasamos por la abrumadora belleza de la quebrada, que es una belleza que quita el aire y que no entra en la pasada de fotos que uno puede hacer tiempo después en su casa ,esa vista congelada es como querer guardar el mar en un pocillo de café.





La quebrada sigue en su inmensidad geológica, histórica y humana, jure que cuando no llegue a tiempo el 266 habría de recordar que esa inmensidad esta allí y que yo pase alguna vez por ahí para contemplar su infinita belleza









La coordinadora del viaje aprovecha el cansancio, y propone que vayamos a las salinas por 30 pesos ,1500 pesitos en total (antes había informado que cada viaje en comby sale 120 $ por cabeza) Vamos….



El problema es que hicimos este camino con un micro de doble piso un poquito apenas fuera de la ley,y un poquito cerca de la tragedia...La compañera que tengo se pone un tanto nerviosa y yo le digo que ya llegamos que no mire ...en ese momento en un codo de la ruta un auto destrozado adorna nuestra subida y yo estoy un poco mas nervioso que ella…
Llegamos a ese inmenso mar de sal que se impone a nuestra vista…el frío emociona
,

entra por los ojos y calla el aliento ,ni humo no sala de las bocas,asedia la noche y tengo miedo que de pronto se nos congele el pabellón

, una pareja juega irresponsablemente en el medio de la salina escondiendo su amor distinto, las veo allá por mi ventanilla cada vez mas lejos ,cada vez menos visibles, faltan ellas para irnos el sol ya esta cansado



Se ha hecho de noche y los precipicios continuan tan seguros como cuando al subirlos nos hicieron retroceder... un clonazepan y un sombrero que Hernan compro en Villazon me ayudan a no darme cuenta del descenso

No hay comentarios: