Alabado el todavía que me sirve una canción. Alabado cada día alabado cada día de labor e ilustración.

jueves, 16 de octubre de 2008

reprime Macri a maestros


Ruido en los oídos de Macri
Ni la amenaza de descuento salarial por adherir a la huelga ni el mal tiempo intimidaron ayer a la mañana a los docentes porteños, que marcharon hasta el gobierno de la ciudad. La manifestación se realizó en el marco de la primera jornada del paro por 48 horas convocado por los 17 gremios del sector, en reclamo de una recomposición de sus haberes y otras mejoras para la educación. La medida de fuerza tuvo –según los propios maestros– una adhesión del 95 por ciento. Las autoridades aseguraron, en cambio, que el acatamiento fue del 75 por ciento en las escuelas públicas y nulo en las privadas.

La movilización docente comenzó cerca del mediodía. Los maestros se concentraron en Piedras y Avenida de Mayo y marcharon hasta la sede del gobierno porteño, donde cerraron la manifestación con un acto.

Los maestros instalaron su escenario a metros de la esquina de Avenida de Mayo y Bolívar, casi debajo de las ventanas del despacho de Mauricio Macri, que anteayer los recibió y reiteró el argumento de que la administración porteña no dispone de recursos para aumentarles el sueldo este año. Los representantes de los 17 gremios docentes de la ciudad expresaron allí, por medio de un documento, las principales demandas del sector: aumento del 20 por ciento en los haberes, calidad alimentaria garantizada en los comedores escolares, mejoras edilicias, restitución de las becas y libre elección de la obra social.

La lectura de cada una de las exigencias fue acompañada por aplausos. Tampoco faltaron cánticos, banderas y carteles en defensa de la educación pública en contra de la administración PRO. “¿Se nota que no como trisoja? ¡Estoy gordito!”, decía una de las pancartas ilustrada con la foto del ministro de Educación porteño, Mariano Narodowski. Desde el escenario aseguraron que había “alrededor de cinco mil compañeros”.

“La decisión del gobierno la tomamos como de quien viene. El desprecio a lo público, no sólo a la educación, es algo totalmente esperable por parte de un referente de grupos privados, como es Macri”, afirmaron a PáginaI12 Virginia y Florencia, dos maestras de una escuela estatal de Montserrat que se definieron como “independientes”. Ambas destacaron que es “importante que los 17 gremios estén unidos en este conflicto”.

Ricardo, veterano profesor de un establecimiento público de Belgrano y afiliado de UTE-Ctera, señaló que “hace tiempo que no sufríamos a un jefe de Gobierno con tan poca disponibilidad para dialogar”. Con más de 25 años de experiencia en la enseñanza, agregó que “Macri sólo busca debilitar al sector público en detrimento del privado, manejándose con la lógica autoritaria de un niño adinerado”. En el mismo sentido, Guillermo, un joven maestro de música de Constitución, analizó: “El macrismo no quiere dar el brazo a torcer porque busca destruir lo público”.

El secretario gremial de UTE, Eduardo López, subrayó “la masividad del paro” y aseguró a este diario que tuvo una adhesión de “más de 95 por ciento en el sector público”. El dirigente criticó, además, a Macri porque “optó por negociar con los fuertes, como las empresas recolectoras de residuos o la educación privada, en detrimento de la educación pública, cuyos docentes cobran menos que los de Chaco, que tiene un presupuesto mucho menor para educación”.

Tras el acto, una columna de docentes se dirigió hacia el Ministerio de Educación porteño para entregar un petitorio. Un grupo de la Federal trató de detenerlos y se produjo un incidente, en el que fue arrestado Jorge Araro. “Por la represión , dos docentes fueron heridos”, relató López y precisó que “luego de tres horas logramos la libertad de Araro”.

Hoy, el reclamo seguirá con una “caravana por los derechos educativos y sociales del sur de la ciudad”, con docentes y estudiantes que irán del Bajo Flores a Lugano. El punto de partida será la EMEM 3, de Chilavert y Vedia.

Informe: Tomás Forster.

No hay comentarios: